Cuatro trucos para mejorar la flexibilidad

FLEXIBILÍZATE

La flexibilidad es una cualidad física básica que depende de muchas variables, desde la capacidad de estiramiento de los tendones y ligamentos hasta la edad, el sexo e incluso la temperatura o el estado emocional. 

Ganar flexibilidad es un trabajo que requiere constancia y esfuerzo, aunque notarás la mejoría de forma bastante rápida. Perderla también es muy sencillo, por eso es importante practicar ejercicios de flexibilidad a diario. 

La flexibilidad es importante para evitar lesiones y dolores musculares, además de ser imprescindible para la coordinación: sin flexibilidad, la movilidad se ve limitada.

Cuatro trucos para mejorar la flexibilidad:

1. Adquiere el hábito de estirar todas las mañanas. Puedes hacerlo incluso en la cama, pero despacio y sin forzar. Cuando te despiertas los músculos están fríos, por lo que hay que tratarlos con delicadeza.

2. Haz yoga o pilates, disciplinas estrella a la hora de estirar los músculos. Además de ganar flexibilidad, tonificarás los músculos. 

3. Estira después de practicar ejercicio. Los estiramientos te ayudan a relajar las articulaciones, a evitar lesiones y a ganar flexibilidad. 

4. No pretendas ganar flexibilidad en todo el cuerpo a la vez. Céntrate en ciertas partes y, cuando logres lo que querías, ve ampliando el espectro. 

En este vídeo puedes ver algunos ejercicios para mejorar la flexibilidad. 

Categorías:

¿Te gusta? ¡Puntúalo!

20 votos

Noticias relacionadas