Consejos para nadar mejor a espalda

DA ROCHA, ORO EN LOS EUROPEOS

Las nadadoras españolas están que se salen en los Europeos de Berlín. La última en subirse al podio ha sido Duane da Rocha, que se ha llevado la medalla de oro en los 200 metros espalda.

La de Málaga ya tenía dos bronces en su palmarés (2010 y 2012), pero esta vez se ha superado y tras una gran remontada (fue la última en pasar por los 100 metros, pero llegó tercera al último largo) logró escalar hasta lo más alto del podio.

¿Cómo ha logrado Da Rocha la primera medalla de oro para España en los Europeos? Seguro que tiene en cuenta los siguientes consejos para nadar mejor a espalda.

Lo bueno que tiene nadar a espalda es que no hay que preocuparse por la respiración, ya que la cabeza estará todo el rato fuera del agua. Eso facilita que puedas centrarte más en la técnica.

- No dejes que se te hunda la cadera. Es la tendencia natural del cuerpo, sobre todo cuando empiezas a cansarte, pero trata de fijarte bien para que no acabes con las piernas en diagonal. 

- Mantén la cabeza fija (debes tener la nuca en el agua) mientras giras alternativamente los hombros cuando des las brazadas.

- Cuando la brazada alcance el punto más alto, intenta que los brazos no se te abran. Vuélvelos a meter en el agua casi tocándote las orejas.

- Estírate.

- Ten cuidado con cómo mueves las piernas. Si no tienes bien interiorizada la técnica, lo más comñun es que las muevas como si estuvieras pedaleando. Lo que tienes que hacer es sacar la patada desde la cadera (si te cuesta, interioriza el movimiento poniéndote unas aletas). 

Si sigues estos consejos para nadar mejor a espalda verás cómo tu técnica y tu soltura en el agua aumentan

 

ÂżTe gusta? ÂĄPuntĂșalo!

17 votos

Noticias relacionadas