Así entrena el hijo de un Dios: La preparación de The Rock para Hércules

ENTRENA COMO UN HÉROE

rutina the rock para hercules
¿Quieres convertirte en una auténtica bestia? Te enseñamos cómo entrena el hijo de un Dios con la preparación de The Rock para Hércules.

Ser Hércules no es fácil: hijo de un Dios y de una preciosa humana, su estatus le convirtió en el héroe más fuerte y poderoso de toda la mitología griega, así que la misión de llevar a la gran pantalla a un héroe de tal magnitud no es moco de pavo. Tiene que ser una bestia, un titán. Es evidente que la elección de The Rock era una de las más obvias, ex estrella del wrestling reconvertido en héroe de acción para el celuloide, pocos actores superan el físico de Dwayne Johnson. Sin embargo, eso no significa que todo se quedara en firmar un contrato y a sentarse en el sofá hasta el día de inicio del rodaje. Profesional a más no poder, The Rock entrenó durante 8 meses como nunca lo había hecho antes para convertir su cuerpo en la máquina más perfecta y poderosa. ¿El secreto? En primer lugar, la actitud:
"Yo no juego en el gimnasio, siempre me propongo ser el trabajador más duro y doy el máximo de mi capacidad". En cuanto veas su salvaje rutina de entrenamiento vas a dar fe de ello.

Con una rutina de 150 minutos de entrenamiento 6 días a la semana, para dejar sólo un día de descanso de cara a la recuperación y regeneración de la masa muscular, que comenzaban desde las 4 de la mañana, para aprovechar al máximo el potencial de su musculatura y poner su cuerpo al límite desde primeras horas de la mañana, algo que según confiesa, le encanta, su entrenamiento es una explosiva combinación de ejercicios de cardio, anaeróbicos con el propio peso de su cuerpo en kilométricas sesiones de dominadas, y por supuesto, peso libre para tonificar su cuerpo con gigantescas mancuernas.

Si bien la mayoría de profesionales del fitness recomiendan empezar con ejercicios de fuerza y terminar con ejercicios de cardio, The Rock sabe mejor que nadie lo que funciona en su cuerpo, así que empezaba cada día con una sesión de 50 minutos de cardio para continuar con un entrenamiento de fuerza de más de hora y media centrado en un único grupo muscular por cada sesión, esto es, un día brazos, otro para pecho, otro para espalda, otro para hombros, y... ¡dos días para entrenar pierna!, porque el tren inferior es fundamental para conseguir un equilibrado y seguir avanzando. En el vídeo puedes ver los ejercicios que hace para cada grupo muscular y el número de repeticiones.

A lo bestia, sin escaquearse, sin excusas... ¡Así entrena el hijo de un Dios! ¿Qué te ha parecido la preparación de The Rock para Hércules? ¿Te atreves?

¿Te gusta? ¡Puntúalo!

7 votos

Noticias relacionadas