Llevar agua para hacer running, indispensable

BE WATER, MY FRIEND

como llevar agua para hacer running

El agua, indispensable componente del running y es que no hay mejor compañero para salir a correr que el agua.

El sol y el buen tiempo invitan a lanzarse a la calle a practicar deporte. Pero ojo, no te calces las zapatillas y salgas a lo loco: el cóctel de calor y esfuerzo podrían jugarte malas pasadas. Antes de poner en marcha el pulsómetro y el Endomondo piensa en cómo vas a hidratarte. ¿Prefieres cargar con una botella? ¿Correr por una ruta con fuentes en las que puedas parar a echar un trago revitalizador? Tú eliges, pero recuerda que es fundamental entrenar la hidratación habitualmente. Así, en carreras de larga duración nuestro sistema digestivo estará preparado para recibir el agua sin sobresaltos.

En las tiendas especializadas hay multitud de cinturones, riñoneras, mochilas… dirigidas al corredor en las que puedes colocar tu botella. Pruébalas para ver con cuál estás más cómodo. Si prefieres algo más funcional puedes optar por las bolsas de agua: tienen una pajita para que apenas tengas que alterar tu ritmo.

Si eres de los que prefieren entrenar bajo techo lo tienes más fácil. Deja al lado de la cinta de correr tu botella y recarga fuerzas cada 20 minutos.

A algunos corredores puede resultarles incómodo entrenar con agua encima. Si no tienes fuentes cerca, siempre te queda la opción de tener un “amigo-utillero” que te eche una mano. Puede quedarse en un punto fijo de nuestro recorrido leyendo un libro o tomando el sol con nuestra botella preparada para asistirnos cuando aparezcamos en la distancia. O acompañarnos en bicicleta. En todo caso… ¡se merece que le invitemos a un buen refrigerio al terminar la sesión de running!

Componentes indispensables para hacer running, siempre llevar agua y un buen amigo.

¿Te gusta? ¡Puntúalo!

10 votos

Noticias relacionadas
load