Cuándo no deberías hacer ejercicio

STOP!

Hacer ejercicio es clave para llevar un estilo saludable, pero, como todo en la vida, los extremos nunca son buenos. Hay ciertas circunstancias en que es preferible quedarse tumbado viendo la tele a salir a correr. ¿No te lo crees? Te explicamos cuándo no deberías hacer ejercicio:

- Cuando estés enfermo: Si estás malo tus defensas estarán resentidas, por lo que hacer deporte puede provocar que empeores. Lo mejor es que, si estás enfermo, tu prioridad sea recuperarte. Después volverás a estar al máximo rendimiento.

- Cuando estés lesionado: Es de sentido común. Forzar sólo puede llevarte a hacerte más daño.

- Cuando te toque descansar: La sobreactividad no es buena. Para lograr los mejores resultados, el cuerpo necesita respetar los periodos de recuperación.

- Cuando no tengas el material: Ir a correr en chanclas no es una buena idea, como tampoco escalar sin las protecciones adecuadas.

- Cuando no estés motivado: La motivación es la mejor fuente de energía, pero si careces de ella, el deporte se convertirá en un suplicio. Mima tu mente y, después, disfrutarás más del ejercicio.

El deporte es necesario para llevar un modo de vida saludable, pero ya sabes cuándo es preferible tomarse un descanso.

 

 

¿Te gusta? ¡Puntúalo!

2 votos

Noticias relacionadas
load