Milo sin leche y "cerdo" sin carne: Nestlé y otras marcas apuestan a lo grande por los alimentos de origen vegetal en Asia

Milo sin leche y

La leche de chocolate Milo es muy popular en el sudeste asiático desde hace décadas. Ahora, el favorito para el desayuno y la merienda está a punto de cambiar: el cacao en polvo se ofrecerá como bebida preparada sin lácteos.

El producto es uno de los m√°s recientes inventos de Nestl√© basados en plantas, y se lanzar√° en la regi√≥n esta semana, dijo la compa√Ī√≠a a CNN Business. A partir del jueves, la bebida llegar√° a los supermercados de Malasia, y la multinacional suiza tiene previsto venderla pronto en otros pa√≠ses. (La empresa ya ofrece en Australia y Nueva Zelanda Milo a base de plantas, pero en la forma tradicional de polvo).

"Lo nuestro es dar opciones", dijo en una entrevista Juan Aranols, jefe de Nestl√© en Malasia y Singapur. "Pensamos que con este creciente inter√©s por los productos de origen vegetal, ¬Ņpor qu√© no dar el sabor de Milo que a todo el mundo le gusta en una soluci√≥n que sea de origen vegetal?".

Tradicionalmente, el Milo se elabora con cacao, extracto de malta y leche desnatada, mientras que la versi√≥n vegetal sustituye la leche en polvo por soja y avena. Esta iniciativa es el √ļltimo ejemplo de empresas que llevan la tendencia vegetal a Asia.

En los √ļltimos a√Īos, marcas occidentales como Nestl√© (NSRGY), Impossible y Beyond Meat (BYND) han aprovechado el creciente apetito por este tipo de alimentos y bebidas en Occidente. Ahora, se dirigen al este, recaudando nuevos fondos para dirigirse al crecimiento en la regi√≥n, lanzando productos creados espec√≠ficamente para los consumidores asi√°ticos y estableciendo nuevas f√°bricas sobre el terreno.

Leer m√°s

El nuevo Milo de Nestlé, a base de plantas y listo para beber, en producción en una línea de fabricación. La bebida se lanzará esta semana en Malasia. Crédito: Nestlé

La comida de origen vegetal ya es popular en algunas partes de Asia, pero está ganando nuevos adeptos por diversas razones, desde los clientes que quieren adoptar una dieta más sana hasta la preocupación por el impacto de la carne en el medio ambiente.

Algunos consumidores simplemente quieren participar en una nueva tendencia de moda, mientras que muchos consumidores de carne más jóvenes quieren convertirse en "flexitarianos", es decir, personas que deciden renunciar a la carne uno o dos días a la semana. Para las empresas de alimentos y bebidas , esto se traduce en una oportunidad de más de 25.000 millones de dólares en la región.

"La marea está cambiando", declaró David Yeung, fundador de Green Monday, una de las pocas empresas autóctonas ampliamente reconocidas en Asia. Esta empresa de Hong Kong utiliza setas shiitake, guisantes, soja y arroz para elaborar su producto "OmniPork".

"Finalmente, el concepto de proteína alternativa y de productos lácteos alternativos se está convirtiendo en la corriente principal", dijo a CNN Business.

Fiebre por las plantas

Cuando Yeung puso en marcha su negocio en 2012, muchos asiáticos creían que una dieta vegetariana significaba comer "ensalada, o solo tofu, tofu, tofu", dijo.

"Hace tres a√Īos, cuando present√°bamos esto a los supermercados, dec√≠an: 'Esto no se va a vender. ¬ŅQu√© es esto? No hab√≠a antecedentes", dijo. "Ahora la gente dice: 'Oh, lo vegetal est√° tan extendido en Hong Kong'".

Si entras en un Starbucks (SBUX) de China continental, lo m√°s probable es que veas en el men√ļ OmniPork de Green Monday o su socio estadounidense, Beyond Meat. La nueva empresa de Hong Kong ha recaudado hasta la fecha m√°s de 100 millones de d√≥lares de inversores como James Cameron y Bono.

Milo sin leche y

El spam es tan apreciado en Occidente que una empresa ha inventado una versión sin carne.

Beyond Meat tambi√©n ha causado sensaci√≥n al asociarse con otros actores en China, como Alibaba (BABA) y Yum China (YUMC), el propietario local de KFC, Taco Bell y Pizza Hut, al tiempo que ha presentado una carne de cerdo picada sin carne dise√Īada exclusivamente para los consumidores chinos. El mi√©rcoles, marc√≥ otro hito con la apertura de una nueva planta de fabricaci√≥n cerca de Shanghai.

Beyond Meat no es la √ļnica empresa que est√° adaptando su enfoque al mercado local. El a√Īo pasado, Nestl√© cre√≥ su primera f√°brica de productos vegetales en Asia, como parte de una inversi√≥n de 730 millones de yuanes (111,5 millones de d√≥lares). La f√°brica, situada en la ciudad portuaria china de Tianjin, ha lanzado desde entonces una l√≠nea de hamburguesas, salchichas y nuggets sin carne, as√≠ como su propia versi√≥n de las especialidades chinas, como el pollo kung pao, la panza de cerdo y las alb√≥ndigas estofadas.

En Hong Kong y Singapur, Impossible afirma haber duplicado el n√ļmero de restaurantes que venden sus productos, incluso durante la pandemia de coronavirus. La empresa californiana recaud√≥ 500 millones de d√≥lares el a√Īo pasado, sobre todo de inversores de peso en Asia.

Los datos apuntan a un aumento constante de la demanda regional en los √ļltimos a√Īos. En 2020, las industrias de sustitutos de la carne y la leche en Asia-Pac√≠fico ten√≠an un valor combinado de 25.600 millones de d√≥lares, frente a los 21.500 millones de d√≥lares de cinco a√Īos antes, seg√ļn el proveedor de estudios de mercado Euromonitor International.

El gobierno de Singapur tambi√©n ha aprovechado la tendencia, dando a las empresas m√°s incentivos. "Vemos la creciente demanda de prote√≠nas alternativas... como una oportunidad que mejorar√≠a la seguridad alimentaria del mundo", seg√ļn Johnny Teo, director ejecutivo de alimentaci√≥n, sanidad y biomedicina de Enterprise Singapore, una agencia oficial centrada en el desarrollo empresarial de la ciudad-estado.

Milo sin leche y

Beyond Meat lanza en China carne picada de cerdo de origen vegetal

Para ello, el gobierno est√° tomando medidas para impulsar el crecimiento en este espacio, invirtiendo en nuevas empresas y comprometiendo al menos 144 millones de d√≥lares de Singapur (107 millones de d√≥lares) en √°reas que incluyen la prote√≠na alternativa, escribi√≥ en un blog el a√Īo pasado.

También China se ha fijado objetivos para reducir su consumo de carne. En 2016, la Sociedad China de Nutrición publicó unas directrices dietéticas que sugerían comer entre 40 y 75 gramos de carne al día, algo menos que los 50 a 75 gramos de consumo diario recomendados en 2007. El grupo, que está afiliado al gobierno pero no lo dirige, publica las directrices una vez cada década.

"Ha habido una revolución en este sector", dijo el presidente de Impossible Foods, Dennis Woodside, en una entrevista con CNN Business. "Estamos viendo cómo se desarrolla en Asia -en toda Asia- en particular".

La competencia se calienta

Pero el éxito en esta región de rápido crecimiento puede no ser fácil. La competencia es feroz y, en algunos casos, las empresas se han topado con obstáculos normativos.

Impossible, el ejemplo m√°s destacado, sigue esperando la luz verde para operar en China continental, donde espera lanzarse al menos desde 2019. Los reguladores han estado examinando su ingrediente estrella, el "hemo", una mol√©cula que contiene hierro y que se obtiene de la levadura modificada gen√©ticamente y es pr√°cticamente "lo que hace que la carne sepa a carne", seg√ļn la empresa.

Woodside admiti√≥ que la incertidumbre se hab√≠a convertido en un reto, pero dijo que "confiamos en que el resultado sea positivo". La empresa est√° trabajando estrechamente con los organismos reguladores y est√° contratando un director general para China, a√Īadi√≥. Tambi√©n se encuentra en la √ļltima fase de las conversaciones de para lanzarse en Tailandia, y recientemente ha obtenido la aprobaci√≥n para empezar a hacer negocios de en Australia y Nueva Zelanda.

Las alternativas populares a la carne han existido durante generaciones en las naciones más grandes de Asia. La India, por ejemplo, tiene una población predominantemente vegetariana y una vibrante cultura gastronómica. Y en China, la gente lleva siglos elaborando sus propios platos de carne falsa con setas, frutos secos y verduras.

Milo sin leche y

China perfeccionó la carne falsa siglos antes de la Hamburguesa Imposible

Los ejecutivos dicen que no intentan competir con esas ofertas; sólo esperan dar más opciones a la gente.

"Siempre nos gusta decir que somos un producto de tercera generación", afirma Blair Crichton, cofundador de Karana, una startup con sede en Singapur, que vende imitaciones de cerdo hechas con jackfruit.

Crichton se√Īal√≥ que ya ha habido "mucha innovaci√≥n en Asia y algunos productos incre√≠bles". Su empresa pretende rendir homenaje a eso experimentando m√°s con ingredientes regionales y sirviendo comida reconfortante basada en plantas, como dumplings y bollos, o "baos".

Nestlé, la mayor empresa alimentaria del mundo, está probando un enfoque diferente. Parte del plan del gigante suizo consiste en aprovechar el amor por sus marcas tradicionales, lanzando versiones vegetales de todo tipo de productos, desde el café con leche Nescafé en Japón hasta el Nesquik en Estados Unidos.

"Tenemos el alcance geogr√°fico, y tenemos la capacidad de distribuci√≥n tanto dentro como fuera del hogar", dijo Chris Johnson, director general de Nestl√© para Asia, Ocean√≠a y √Āfrica subsahariana. "Esas son las cosas que Nestl√© aporta a la fiesta y que me hacen sentirme seguro".

Milo sin leche y

La "carne" sin carne de Impossible Foods servida como plato de krapow con huevo frito en el Café Siam, un restaurante de Hong Kong.

Johnson, que trabaja en Nestlé desde la década de 1980, dijo que la empresa ha evolucionado internamente en su carrera por llegar a lo más alto en el ámbito de las plantas. "Nunca había visto la velocidad de innovación, es decir, pasar de la idea al lanzamiento... tan rápido como lo hemos hecho", dijo.

Por ejemplo, los investigadores s√≥lo tardaron nueve meses en introducir y poner en marcha una alternativa al at√ļn de origen vegetal en Suiza. Y en cierto modo, la empresa se est√° arriesgando en Asia, seg√ļn el ejecutivo.

"Solíamos ser muy cuidadosos antes de hacer... inversiones para producir cosas", dijo Johnson. "Pero en realidad hemos invertido por delante de la demanda, en el caso de China y Malasia. Así que estamos haciendo grandes apuestas ahí".

    - Shawn Deng, de CNN, contribuyó a este informe.

    Noticias relacionadas