C贸mo la comida reconfortante puede agudizar la mente y ayudar a perder peso

La buena comida espa帽ola no es mucho mejor que la paella", tuite贸 Jamie Oliver en 2016, antes de mencionar casualmente que su receta inclu铆a chorizo. La respuesta de Espa帽a fue inmediata y brutal. Algunos compararon la adici贸n poco convencional de la carne especiada con la profanaci贸n del fresco del Ecce Homo Jes煤s en Zaragoza; otros llegaron a sugerir que lo matar铆an. "Tuve amenazas de muerte", dijo Oliver en The Graham Norton Show, "por un poco de chorizo".

Fue una manifestaci贸n m谩s de la aparente guerra de Oliver contra las recetas tradicionales de arroz del mundo, cuyo frente se ha extendido desde un arroz frito con huevo flagrantemente inaut茅ntico hasta un arroz cargado de perejil y cilantro que parec铆a m谩s cercano en esp铆ritu a West Acton que a 脕frica Occidental. Pero la ira de los puristas est谩, quiz谩s, fuera de lugar. Estos platos son alimentos reconfortantes, y la comodidad es inherentemente subjetiva. Para un chico de Essex como Oliver, tal vez el hecho de a帽adir una salchicha era algo natural, un atajo culinario hacia esa sensaci贸n de indulgencia hogare帽a y estimulante del estado de 谩nimo que se supone que ofrecen estas comidas. Despu茅s de todo, como escribi贸 una vez la escritora gastron贸mica Nichola Fletcher, las salchichas son "la encarnaci贸n de la comida reconfortante".

Pero la comodidad no es lo 煤nico que aportan las salchichas. Una raci贸n de 100 gramos de salchichas tradicionales inglesas, por ejemplo, contiene el 40% de las prote铆nas diarias necesarias y algo menos de una quinta parte de la dosis diaria recomendada de vitaminas del grupo B, que contribuyen a un uso eficiente de la energ铆a y mejoran la funci贸n cognitiva a medida que se envejece. Y a pesar de su asociaci贸n con la grasa, la mayor parte de la grasa de las salchichas es monoinsaturada -el tipo de grasa que ayuda a reducir la presi贸n arterial y el riesgo de enfermedades cardiovasculares-, mientras que la carne de cerdo es tambi茅n una potente fuente de coenzima Q1, la hormona que acelera el metabolismo. As铆 que, durante este mes de privaciones diet茅ticas postnavide帽as, consu茅late sabiendo que una salchicha (o incluso una paella de chorizo) no tiene por qu茅 estar fuera de los l铆mites.

Categor铆as:

Noticias relacionadas