Reggie Fasa habla de su viaje de obrero a atleta de élite

best crossfit athlete in the uk and europe, reggie fasa

El CrossFit competitivo, en el escal√≥n m√°s alto del deporte del fitness, es un juego duro. Las haza√Īas supremas de fuerza f√≠sica, destreza y acondicionamiento f√≠sico que exhiben los atletas de √©lite que toman la palabra en los eventos de marquesina de Wodapalooza, el Dubai Fitness Challenge y, por supuesto, los CrossFit Games, son tan inspiradoras para todos nosotros como inalcanzables para la mayor√≠a. Los hombres y mujeres brillantes en la "punta de la lanza" no parecen reales.

Reggie Fasa es real. Este hombre de South Shields, en las afueras de Newcastle, que no hace mucho entrenaba todos los días después de trabajar ocho horas como obrero, es tan real como el que más. Terminó el NOBULL CrossFit Open 2023 -la fase inicial de clasificación para los Juegos CrossFit- en primera posición en el Reino Unido, primera en Europa y novena en el mundo. Es la posición más alta registrada por un hombre del Reino Unido tanto en la clasificación europea como en la mundial.

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida por REGINALD THOMAS FASA (@reggiefasa_)

Men's Health habló con Reggie entre la conclusión de The Open y el comienzo de los cuartos de final individuales, ahora en marcha y que concluirán el 19 de marzo. Nos contó cómo encontró el camino a la cima del CrossFit a través de los campos base del rugby de alto nivel y la ingeniería naval, por qué ser puesto en excedencia fue lo mejor que le pudo pasar y por qué es el Geordie seguro de morderle las orejas a los reporteros posteriores al evento.

Men's Health: ¬ŅTe tomaste alg√ļn tiempo libre despu√©s de que terminara el Open?

Reggie Fasa: Me tom√© dos d√≠as libres en el Distrito de los Lagos con mi novia, para hacer un reset total. S√≥lo para relajarme, porque he aprendido que todo lo que sube tiene que bajar. Creo que tomarse esos d√≠as libres, incluso cuando prefieres subirte a esa ola de emoci√≥n y motivaci√≥n, es un poco una trampa. Puedes desvanecerte. En estos momentos, el Open no significa gran cosa para los atletas de alto nivel, pero te ganas el descanso y eso te da una peque√Īa recompensa de cara a los cuartos de final. Es m√°s emocional que f√≠sico. Mi cuerpo est√° bien, pero emocionalmente me he restablecido, as√≠ que estoy listo para volver y atacar los cuartos de final. Voy a volar a Finlandia, as√≠ que me entrenar√© all√≠ con Jonne Koski. Tengo que darle algunos n√ļmeros que perseguir...

MH: Aunque el Open es una formalidad para los atletas de su nivel, ¬Ņsigue siendo agotador?

RF: El estrés de la configuración de las cámaras, de asegurarse de que todo se graba correctamente y de que las medidas son las correctas es lo que más te afecta. Sobre todo si estás en un gimnasio que no entiende el nivel al que estás trabajando. Diría que es bastante duro. Pero, por suerte, tengo un gran grupo de gente a mi alrededor que me quita parte de ese estrés y por eso quería ir a Finlandia. No sólo voy a entrenar con atletas de calidad y a enfrentarme a ellos, sino que todos vamos a ayudarnos mutuamente con la preparación, las mediciones y todo eso. Podremos desconectar, concentrarnos en el calentamiento y ejecutar el entrenamiento lo mejor posible. Va a ser un buen momento. Pero no me había dado cuenta del frío que va a hacer. Va a hacer -8. Cuando hace 2 grados aquí, me congelo.

Cuando estaba en la obra ocho horas al día, me moría de ganas de ir a entrenar'.

MH: ¬ŅD√≥nde creci√≥ y qu√© tipo de deportes practicaba en el colegio?

RF: Soy de un lugar llamado South Shields. Est√° a unos 15 minutos de Newcastle. Si alguien me pregunta de d√≥nde soy, normalmente digo que de Newcastle. Empec√© a jugar al rugby de joven y al principio no era muy bueno. Siempre tuve ganas, pero en mi √ļltimo a√Īo de colegio, cuando ten√≠a 15-16 a√Īos, fue cuando realmente empec√© a progresar y jugu√© en el condado y en el norte de Inglaterra. Consegu√≠ una beca deportiva en un internado llamado Barnard Castle, lo que supuso un gran cambio.

Estaba a solo 45 minutos de donde yo viv√≠a, pero con la beca hab√≠a que embarcar. As√≠ que era un clima totalmente distinto. Ten√≠amos escuela los s√°bados e √≠bamos a la capilla todos los d√≠as. Estaba acostumbrado a jugar con mis compa√Īeros por la noche o a hacer travesuras en los parques. Ahora me preparaba todas las noches entre las siete y media y las nueve y media. No me lo tom√© muy en serio hasta que el director vino con sus dos perros y entr√≥ en mi habitaci√≥n mientras yo estaba de fiesta con todos los chicos. Me cost√≥ mucho no llevarme bien con todo el mundo y hab√≠a un mont√≥n de peque√Īas tareas que ten√≠amos que hacer, como levantarnos a cierta hora, ir a la capilla todos los d√≠as y cosas as√≠. Pero una vez que lo acept√©, fue una gran curva de aprendizaje y me lo pas√© muy bien all√≠. Era un internado con chicos y chicas. As√≠ que s√≠, fue divertido...

MH: Suena como Hogwarts. ¬ŅC√≥mo fue ese entorno para tu desarrollo personal?

RF: Cuando llegu√© en el coche de mis padres, no sab√≠a qu√© hac√≠a all√≠. Hab√≠a unos 12 campos de rugby. Pas√© de entrenar una vez a la semana con mi escuela estatal, jugar los s√°bados y jugar con mi club los domingos, a entrenar cinco veces a la semana y hacer sesiones de fuerza y acondicionamiento entre medias. Estaba rodeado de gente que se esfuerza un poco m√°s cuando se trata de aprender, entrenar y todas las peque√Īas cosas. Siempre hay distracciones, pero all√≠ hab√≠a menos que en una escuela p√ļblica. Lo √ļnico que quer√≠an era triunfar y, cuando est√°s cerca de ellos, subes de nivel sin darte cuenta. Creo que tener esa perspectiva profesional y saber c√≥mo se entrenan los atletas fue el primer paso para convertirme en un atleta a tiempo completo. Algunos de nosotros √≠bamos a jugar al Newcastle dos veces por semana para entrenarnos. Nos abri√≥ los ojos.

MH: ¬ŅTu plan era jugar al rugby profesionalmente despu√©s de la escuela?

RF: Totalmente, pero eso se interrumpi√≥ de repente cuando tuve fiebre glandular. Creo que las cosas suceden por una raz√≥n y tuve muchos contratiempos en mi √ļltimo a√Īo de escuela. Justo antes de las pruebas del norte de Inglaterra tuve fiebre glandular y justo antes de las pruebas de Newcastle me lesion√© el tobillo. Hab√≠a tantas se√Īales que me dec√≠an que no persiguiera este sue√Īo del rugby. Cuando no consegu√≠ que la academia de Newcastle me contratara para pasar a la siguiente fase, me di de bruces con la realidad, ya que no ten√≠a nada m√°s.

Me decidí por la ingeniería naval. Hay unas tres escuelas superiores en el Reino Unido y yo tuve la suerte de vivir cerca de una en South Tyneside. Mi tío era ingeniero jefe de Shell y parecía una buena carrera. Te tenían que patrocinar y a mí me patrocinó una empresa de alta mar. Me iba de cuatro a seis semanas, volvía un par de semanas y me volvía a ir. Fue entonces cuando empecé a practicar CrossFit.

Cuando est√°bamos en los barcos, obviamente no hab√≠a buenos gimnasios. Con el balanceo del barco sobre las olas, no era seguro tener pesas adecuadas, as√≠ que nos las hac√≠amos nosotros mismos. Hicimos un press de banca con unos bidones llenos de agua. Cuando el barco sub√≠a y bajaba sobre las olas, en una repetici√≥n el peso parec√≠a superligero y en la siguiente como si hubiera 200 kg en la barra. No era una configuraci√≥n perfecta, pero me las arreglaba. No estaba viendo ning√ļn progreso en CrossFit, sin embargo, y me sent√≠a como si estuviera perdiendo todas las ganancias que estaba haciendo en casa cada vez que me iba en los barcos. Pensaba que estaba desperdiciando mi juventud porque el trabajo en s√≠ era muy f√°cil. Romp√≠amos cosas para arreglarlas y pasar el rato, porque era muy aburrido estar en la sala de m√°quinas.

Tom√© la decisi√≥n de irme y trabajar con mi padre como pe√≥n en su empresa de construcci√≥n. Fue un golpe de realidad. Pensaba que, como hijo del jefe, tendr√≠a un trabajo c√≥modo. En cambio, me dieron todos los trabajos de mierda. Lo hice durante tres o cuatro a√Īos.

MH: ¬ŅQu√© te atrajo del CrossFit en primer lugar?

RF: Uno de los chicos de rugby ten√≠a acciones en un box y nos llev√≥ all√≠ a los dem√°s para algunas sesiones de fuerza y acondicionamiento. La primera sesi√≥n fue la prueba O'Neil: cuatro minutos para conseguir la m√°xima distancia en el remo. El entrenador dijo que pagar√≠a un Nando's esa noche al ganador. Eso me convenci√≥. Ah√≠ estaba yo con mi metro y medio de estatura frente a todos los enormes bultos de la segunda fila y de la fila de atr√°s, y gan√©. Empec√© a investigar m√°s sobre CrossFit y fue la competitividad lo que me enganch√≥. No ten√≠as que depender de nadie m√°s. Cuando volv√≠ al club, a la gente no le importaba perder. S√≥lo quer√≠an ir a mear despu√©s. Me hab√≠a enamorado del f√ļtbol jugando con chavales apasionados y que se esforzaban por ser los mejores, pero ahora jugaba con chavales a los que no les importaba si les daban una paliza. Fue entonces cuando colgu√© las botas. A algunas personas, especialmente en el rugby, les gusta esconderse en las sombras. Pueden moverse por el campo sin esforzarse.

En CrossFit, no puedes hacer eso. Te descubren enseguida. Todo depende de tu propio rendimiento y nadie hace el trabajo por ti. Puedes orientarte con todos los programas que hay ahora y que la gente utiliza a diestro y siniestro, intentando encontrar la píldora mágica. Pero al final, tienes que hacer el trabajo.

MH: ¬ŅEn qu√© momento sinti√≥ que estaba mejorando?

RF: Lo sentí cuando me clasifiqué para Wodapalooza. Había unos 20 atletas de los Juegos y yo gané la prueba de remo. Y como ya he dicho, no soy el más alto del cajón. Teníamos a los 40 chicos en el suelo al mismo tiempo y el ritmo empezó en 1:55/500m. Cada 30 segundos aumentaba el ritmo y si te pillaba la lancha motora, te quedabas fuera. Recuerdo que llegué a la mitad de la carrera y no era mucho más difícil, pero todos esos grandes nombres empezaron a abandonar. Al final sólo quedábamos dos y Travis William intentó marcar un ritmo alto, así que me limité a igualarlo. A falta de un minuto para el final, se dio cuenta de que iba demasiado adelantado y no quiso saber nada de mí. Cuando salí de la fila, las endorfinas hicieron efecto y me sentí bien. Hice una entrevista a una reportera americana, ¡y no paraba de morderle las orejas! No tenía ni idea de lo que estaba hablando. Ese fue mi primer éxito y demostró que tenía la capacidad, que sólo hacía falta un poco de coraje para llamar a la puerta de todos esos atletas de los Juegos.

MH: ¬ŅQu√© cambi√≥ para que diera ese salto?

RF: Estar de permiso, sin duda. Fue realmente una gracia salvadora para m√≠. Segu√≠a cobrando y eso me abri√≥ una ventana, no s√≥lo para seguir form√°ndome, sino tambi√©n para no tener que trabajar ocho horas diarias. El hecho de no fatigarme trabajando me dio la energ√≠a necesaria para sacar m√°s partido a mi dinero. Eso es lo que realmente marc√≥ la diferencia. Me ofrecieron la oportunidad de trabajar a tiempo completo como atleta en Wigan. Probablemente ese a√Īo superamos nuestras expectativas y acabamos primeros de Europa en cuartos de final.

Curiosamente, todos los patrocinadores a los que pedimos ayuda al principio, que dec√≠an que no ten√≠an presupuesto, de repente encontraron algo cuando ya me iba bastante bien. Creo que √©se es el problema del CrossFit como deporte de base: o eres el mejor y consigues todos los patrocinios y el dinero para mantenerte arriba, o no est√°s cerca y no consigues nada. Hay una gran diferencia entre ser el mejor y escalar posiciones. Eso es lo que hay que arreglar. En el f√ļtbol o el rugby, te apoyan desde la base y vas ascendiendo en el orden correcto. Mientras que en el CrossFit, tienes que estar en lo m√°s alto y ganar para conseguir todos los patrocinios, aunque no los necesites en ese momento. Es en el punto medio donde es m√°s dif√≠cil.

MH: ¬ŅCu√°l ser√≠a su consejo para alguien que intenta dar el salto desde ese punto intermedio al siguiente nivel?

RF: Yo diría que no es más fácil subir de nivel. Se hace más difícil. Sobre todo cuando te acercas a la cima. Está la presión de los patrocinios y el rendimiento, así que hay bastante estrés. La gente piensa que tengo todo el día para entrenar, pero no es tan fácil como parece y hay que seguir trabajando. En todo caso, cuando trabajas durante el día, echas de menos el gimnasio. Cuando trabajaba ocho horas al día, me moría de ganas de ir a entrenar. Todos los días tenía esa motivación para ir al gimnasio. En cambio, cuando tienes todo el día para hacerlo, levantarte para entrenar puede ser duro a veces.

Cuando se trata de mejorar, no te limites a fijarte objetivos, sino div√≠delos en partes m√°s peque√Īas y manejables. Cuando todo se reduce a comer bien, dormir bien y entrenar duro, ese gran objetivo que parece estar a un mill√≥n de kil√≥metros se convierte en algo factible. Cuando vas tachando las peque√Īas cosas que puedes hacer cada d√≠a, y lo haces a lo largo de unos meses, te das cuenta de que est√°s llamando a la siguiente puerta. Cuando empec√© a ver CrossFit en YouTube en 2017, pens√© que eran sobrehumanos y que usaban cada minuto disponible para entrenar. Pero realmente ese no es el caso. Solo tienes que gestionar tu tiempo, priorizar el entrenamiento durante la hora o dos horas y pensar qu√© puedes hacer para mejorar en las otras 22 y pico horas de cada d√≠a.

La mayor√≠a de la gente se desanima y se asusta. Tienen miedo de expresar sus sue√Īos en voz alta porque les preocupa fracasar. No hay que tener miedo al fracaso. Es lo que saca lo mejor de la gente.

Men's Health: ¬ŅQu√© ha marcado la gran diferencia para ti esta temporada?

RF: El a√Īo pasado llegu√© a un punto en el que quer√≠a desestresarme y alejarme de un entrenador. Quer√≠a recuperar el amor por este deporte, que me hab√≠a abandonado. Me tom√© tres meses de descanso, sin dejar de entrenar duro, y realmente me reencontr√© conmigo misma y disfrut√© trabajando algunos de mis puntos d√©biles. Demostr√© que pod√≠a hacerlo por m√≠ misma y tapar algunos agujeros. Pero se trata de hacer girar todos los platos al mismo tiempo: en un momento est√°s fuerte y luego tu gimnasia decae, entonces te concentras en eso y tu motor se resiente. Hay que hacer girar todos los platos, no s√≥lo al mismo tiempo, sino en el momento adecuado para estar a tope en la competici√≥n. Es algo con lo que siempre he luchado.

Pas√© alg√ļn tiempo y me acerqu√© a algunos atletas del Juego en Dubai, como Kahn Porter. Es todo un personaje. Jonne es un tipo sensacional, al igual que Luka y Lazar Dukic. Es muy humilde estar cerca de todos ellos. A ese nivel nadie tiene ego, y en la zona de calentamiento me sorprendi√≥ lo bien que se lleva todo el mundo. Estaba all√≠ sentado mandando un mensaje a alguien por el m√≥vil y se me acerc√≥ Brent Fikowski. Nos est√°bamos preparando para una prueba de escalada en cuerda sin piernas y no me fue muy bien en ese movimiento en la semifinal de 2022. Probablemente me impidi√≥ llegar a los Juegos. Brent se acerc√≥ y me dijo: "¬ŅC√≥mo te sientes con esas subidas por cuerda, Reggie?" Hab√≠a hecho los deberes sobre m√≠, conoc√≠a mis puntos d√©biles y se estaba divirtiendo un poco para intentar meterse en mi cabeza.

Más tarde en la competición, estábamos en los vestuarios y Brent sacó su teléfono mirándolo de reojo. Sabía que no iba a estar tan fuerte en la siguiente dominada, así que me volví hacia él y le dije: "Brent, ya es demasiado tarde para que mires tutoriales en YouTube. Unos cuantos chicos empezaron a reírse y Brent y yo nos entendimos a las mil maravillas.

Me lo pas√© muy bien en Dubai y fue entonces cuando me acerqu√© a Koski y Khan. Me dijeron que deber√≠a probar y lanzarme con ellos al Plan de Entrenamiento . En mi caso, s√© que puedo entrenar duro por m√≠ mismo. Pero poder hacer campos de entrenamiento con atletas de ese calibre te hace subir de nivel y te da una idea de d√≥nde est√°s en algunas cosas. Luego puedes volver y trabajar en ellas t√ļ mismo.

Cuando me puse en contacto con Jami [Tikkanen], tardó una semana en responderme. Estaba desconcertado. Era como volver a pedirle el trabajo a mi padre. Cuando se puso en contacto conmigo, me dijo sinceramente que no quería quitarle nada a los atletas que ya tenía y que no quería desatenderme o no tener el tiempo adecuado para mí. Se lo agradecí mucho y acordamos que se tomaría un par de semanas para asimilarlo. Nos pusimos manos a la obra en enero y he progresado mucho con él en tan poco tiempo. Es un mago.

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida por REGINALD THOMAS FASA (@reggiefasa_)

MH: ¬ŅCu√°les son sus objetivos para el resto de la temporada?

RF: Quiero clasificarme para cuartos de final y entrar en la primera ronda de la semifinal europea. De ese modo, cuando vayamos a Berlín, sabrás que vas a estar en la mejor eliminatoria y conocerás las marcas a batir. Después, sólo hay que competir en Berlín y clasificarse para los Juegos. Ya he demostrado varias veces que cuando los entrenamientos me van bien y lo hago bien, me mezclo con los mejores. Se trata de mejorar un poco todo lo que me cuesta.

MH: Finalmente, ¬Ņqu√© le dir√≠as a alguien que no se atreve a probar CrossFit por primera vez?

RF: S√≥lo tienes que entrar y probarlo. Nadie puede convencerte ni explic√°rtelo si a√ļn no lo sabes. Cuando empiezas, los progresos son asombrosos. Muchos de mis compa√Īeros me han dicho que se van a hacer profesionales porque han hecho 10 dobles en una semana o han hecho sus primeras dominadas. Por supuesto, no funciona as√≠, pero la cuesti√≥n es que el CrossFit te hace m√°s humilde. Puedes ir a una clase y pensar que eres bueno corriendo y luego ser humillado por Janet, que tiene 56 a√Īos y est√° dando vueltas a la manzana. Eso es lo grandioso del CrossFit.

Categorías:

Noticias relacionadas