¿Cómo curar una herida para que no deje cicatriz?

CONSEJOS ÚTILES

como curar una herida ¿Sabes cómo curar una herida y que no deje cicatriz? Te damos los mejores consejos.

Las heridas, por muy pequeñas que sean, puedes dejarnos la piel marcada durante toda la vida si no las curamos bien. Esto puede ser muy antiestético, especialmente cuando las heridas están en lugares visibles como el rostro. Con un correcto cuidado de las heridas en el momento en el que nos las hacemos podremos conseguir que se cure en menos tiempo y que duela menos, evitando infecciones y las cicatrices posteriores.

Si no sabes muy bien cómo tratar las pequeñas heridas para que no dejen cicatrices en la piel, en este artículo te damos algunos consejos que te pueden ser muy útiles en cualquier momento.

Limpia la herida. Lo primero es limpiar bien la zona de la herida para que no se produzca ninguna infección. Esto deberemos hacerlo con las manos perfectamente limpias, pudiendo usar un desinfectante si lo tenemos a mano. Si no, lava bien tus manos con agua y jabón para proceder a limpiar la herida. Si hay sangre, presiona ligeramente con un trapo limpio sobre la herida para que deje de sangrar antes de proceder a su limpieza.

Seca la zona. Cuando ya la hayas limpiado, deberás secar la zona de la herida de forma correcta. Es preferible utilizar un paño o trapo seco y limpio ya que el algodón puede dejar restos pegados en la herida y esto hará que tarde más en curarse o que pueda infectarse. Seca la herida presionando suavemente y dando pequeños golpecitos. No frotes para no empeorar la herida ya que podría producirte dolor.

Protege la herida del sol. Evitar exponer la herida al sol es muy importante si queremos que no quede señal alguna cuando se haya curado. Debemos evitar el sol en la zona afectada durante todo el proceso de curación, cubriéndola con la ropa o con una venda. Si tienes que cubrir la herida con una venda, no lo aprietes demasiado y asegúrate de cambiarlo cada día para que siempre esté limpio.

como curar una herida

Masajea la zona. Si masajeas suavemente un poco cada día la zona próxima a la herida esto hará que mejore la circulación en esta zona y esto acelere el proceso de curación. Hazlo con suavidad y haciendo movimientos circulares para favorecer la circulación y que esta aumente.

Nunca quites la costra. Cuando una herida empieza a curarse, es normal que aparezca costra sobre ella. Esta superficie suele ser oscura y dura y puede que nos afee la zona pero nunca debes hacer nada para quitarla. Este es uno de los principales motivos por el que aparecen cicatrices en los lugares donde nos hacemos heridas. Es importante que dejes que la postilla se caiga naturalmente.

Aceite de rosa mosqueta. Además de curar correctamente la herida hay algunos productos que pueden ayudar a la cicatrización y también a evitar que aparezcan cicatrices una vez que hayan curado. El aceite de rosa mosqueta es muy útil para evitar cicatrices ya que acelera el proceso de curación y ofrece muy buenos resultados. Aplica este aceite cada día en la zona de la herida cuando ya se haya curado y notarás los resultados en unas semanas. Además de este aceite, existen otros productos cicatrizantes con el mismo fin que puedes encontrar en la farmacia. Si tienes dudas acerca de cuál deberías utilizar en tu herida, no dudes en preguntar a un farmacéutico a un médico.

como curar una herida

Una buena alimentación. Aunque no lo creas, la alimentación también juega un papel importante en el proceso de cicatrización de las heridas y en la forma en la que se curan, dejando o no cicatrices. Todo lo que comemos se refleja en nuestra salud, pero también en nuestro físico, afectando a la piel o al cabello. Por eso, para que nuestra piel funcione correctamente y se regenere con facilidad después de haber sufrido una herida, es importante que nuestro organismo cuente con todos los nutrientes y con todas las vitaminas necesarias para ello. Esto quiere decir que debemos seguir una alimentación variada, saludable y equilibrada para no sufrir carencias de ningún tipo y que nuestra piel se regenere adecuadamente.

Aunque todos estos consejos pueden serte útiles en caso de tener heridas no demasiado graves y curarlas en casa correctamente, no olvides que, en caso de que la herida sangre demasiado, sea profunda o se haya infectado, debes acudir siempre a un médico para ponerte en sus manos. También debes acudir a un médico inmediatamente en el caso de que la herida sea grave, ya que solo debes curarla tú mismo llevando a cabo estos consejos en el caso de que se trate de una accidente menos y la herida no sea demasiado importante.

Si quieres evitar que tu piel quede marcada por una herida, sigue estos consejos para curar una herida sin que deje cicatriz

¿Te gusta? ¡Puntúalo!

1 votos

Ranking
Categorias: Artículos, Trucos.
Noticias relacionadas
Noticias en portada