¿Cómo saber si estamos tomando demasiado sol?

OBSESIÓN POR EL BRONCEADO

obsesion bronceado tanorexia¿Estamos tomando demasiado sol? Cuando el bronceado se convierte en obsesión y empieza a se peligroso.

Una de las cosas del verano que a todos nos gustan es que nuestra piel tome ese tono bronceado que tanto favorece. Sin embargo, cuando broncearnos se convierte en nuestro principal objetivo, esto puede llegar a ser verdaderamente peligroso.

Para saber si estamos tomando el sol de forma saludable o si estamos poniendo nuestra salud en peligro tenemos que tener en cuenta, en primer lugar, el tipo de piel que tenemos, ya que no a todas les afecta el sol de igual forma. También debemos saber si estamos usando el protector solar de la forma adecuada, es decir, aplicando un factor de protección acorde con nuestra piel y haciéndolo siempre que nos exponemos al sol, aunque no sea en la playa.

Hacer deporte o pasear al aire libre durante el verano es igual de perjudicial para nuestra piel que tumbarnos en una toalla, por lo que debemos proteger nuestra piel en cada momento.

Según los expertos, la obsesión por el bronceado, conocida como tanorexia, puede compararse con otras adicciones como el alcoholismo o el tabaquismo, ya que lo que nuestro cerebro busca con ella es lo mismo, un efecto placentero, en este caso, obtenido por la liberación de opioides endógenos inducidos por la exposición ultravioleta.

Los motivos que pueden llevar a una persona a la tanorexia pueden ser varios. Por ejemplo, el trastorno llamado dismorfobia, que hace que la persona tenga una imagen distorsionada de su cuerpo, haciendo, en este caso, que nunca se vea lo suficientemente bronceada. También pueden desarrollar esta conducta obsesiva las personas con falta de autoestima. Por lo tanto, es un problema que debe ser tratado desde el punto de vista psicológico si queremos evitar daños graves como el cáncer de piel.

Si crees que estás tomando demasiado el sol y sin tomar medidas para protegerte de él, empieza a tomar conciencia del problema y a broncearte con moderación, ya sea en la playa, haciendo deporte o caminando al aire libre.

¿Te gusta? ¡Puntúalo!

16 votos

Ranking
Categorias: Artículos, Salud.
Noticias relacionadas
 
Noticias en portada