¿Que no me quieres besar? Pues me voy con el de al lado

KISS CAM

La kiss cam de la NBA está hecha para que las parejas que abarrotan los pabellones den una muestra de su amor en público. Pero hay veces que las cosas no salen como en cuento de hadas y la princesa, en vez de resignarse, pasa del sapo y busca un nuevo príncipe azul. 

¿Que no me quieres besar? Pues me voy con el de al lado. Esta chica no se cortó un pelo cuando la enfocaron con la kiss cam y su pareja, al parecer algo cabreada por la enésima derrota de los Knicks, la ignoró completamente. Se giró, vio a otro chico sentado a su lado y se lanzó a comerle los morros. A él no le importó, claro. 

Montaje o no, la kiss cam y otros espectáculos como las animadoras o las mascotas impiden que los parones en los partidos de la NBA sean aburridos. ¿Te acuerdas de esta otra chica ignorada por su novio que fue rescatada por la mascota de los Bulls?

La gente se partía con la kiss cam del Madison Square Garden de Nueva York. Mira. 

¿Te gusta? ¡Puntúalo!

18 votos

Noticias relacionadas